En este Blog encontraras críticas, comentarios y datos cinematográficos.
¡Cuidado! Entre ellos se encuentran SPOILERS.

domingo, 20 de abril de 2014

EL SILENCIO DE LOS CORDEROS

“No pienso ir a visitarla, Clarice, el mundo es más interesante con usted dentro”


Ficha de la película:
Título original: The Silence of the Lambs
Director: Jonathan Demme
Producción: Ron Bozman Edward Saxon y Kenneth Utt
Duración: 118 minutos
Género: terror/suspense
Actores principales: Jodie Foster, Anthony Hopkins, Scott Glenn, Anthony Heald, Ted Levine, Brooke Smith
Lugar y año: Estados Unidos 1991

Sinopsis:
 la agente Clarice Starling, del FBI, recibe órdenes de superior de desplazarse hasta el centro psiquiátrico donde se encuentra recluido el doctor Hannibal Lecter, el que fuera un reputado psiquiatra en otros tiempos ahora cumple condena por canibalismo.
Clarice debe conseguir de él la información necesaria para atrapar a Buffalo Bill un asesino enserie cuyas víctimas son siempre jóvenes mujeres.

Crítica:
Hablar de silencio de los corderos es hablar de un clásico en el cine de terror tal y como yo entiendo el cine de terror.
Durante todo el film el doctor Lecter juega no solo con la joven agente Starling sino con el espectador, sometiéndolo bajo su implacable psicología y dominio absoluto de la situación.
Habría que destacar la impecable interpretación de Jodie Foster la cual sabe reflejar en su rostro la frustración que siente ante una batalla intelectual perdida incluso antes de su inicio.
Dicho esto cabe añadir que la batalla ficticia no es la única en la que Jodie Foster no sale victoriosa. En la batalla interpretativa solo hay un ganador: Anthony Hopkins y es que cuando Sir Hopkins aparece en pantalla todo lo demás deja de ser relevante para el espectador. Tan magnifica es su interpretación que eleva al actor a la posición de dueño y señor de la película, (a pesar de que su personaje no estaba concebido como el principal), de hecho su intervención en la misma apenas dura 17 minutos y sin embargo al finalizar el visionado de esta obra del séptimo arte el rostro que recuerdas es el suyo, las frases que recuerdas son las suyas y por supuesto las escenas más míticas son inevitablemente en las que él aparece. Tanto es el fervor despertado que como sabemos la trayectoria cinematográfica de nuestro caníbal preferido no podía acabar aquí, el público pedía más. Dos películas más le colocaron en la posición que merece de protagonismo: en 2001 uno: Hannibal y en 2002 El Dragón Rojo (películas que merecen critica aparte) para finalizar en 2007 la moda de las precuelas llegó también para este mítico personaje, esta vez ya sin la interpretación del maestro.
A pesar de ser un villano Lecter se gana el amor del público el cual desea que los planes de este no se vean truncados.
Respecto a la historia subyacente (subyacente para el espectador pero principal en guión) debo reconocer también la complejidad del personaje de Bufalo Bill y la interpretación de Ted Levine que no se queda atrás en el nivel que exige la película.
Una de las cosas que más me agrada de la película el presentar a un villano educado, sereno, sarcástico, elegante y extremamente inteligente que son los que personalmente más terror me causan.

Ha quedado patente mi fascinación sobre la película sin embargo no todo son alabanzas, tengo que añadir que en contraposición a la originalidad mostrada durante la introducción y nudo el desenlace cae en la banalidad de acudir al “final comodín” en que el asesino muere abatido por la policía, en lugar de ser arrestado y sometido a un juicio. La necesidad de cerrar de forma definitiva y brutal las películas con la muerte del villano en mi opinión es un recurso demasiado predecible y usado solo para saciar los más primitivos instintos de venganza del espectador.

4 comentarios:

  1. Me ha encantado la crítica que has hecho sobre esta película. Es sencillamente genial. También me ha gustado el blog en general, a pesar de contar con pocas entradas (espero que vayas añadiendo otras).

    ResponderEliminar
  2. Me gusta mucho "El silencio de los corderos" y especialmente el personaje de Clarice que inspiró otros personajes como Scully en "Expediente X".

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Un clasico del genero, magistral la interpretacion de Hopkins y Jodie Foster, engancha...saludos.

    ResponderEliminar
  4. Buenísima!! Con el tiempo va ganando prestancia. Con esta película tanto Hopkins como Foster se pusieron en órbita mundial. Y bien merecido, por cierto.
    La historia es buenísima, con un guión bien trabajado -basado en parte en hechos reales-
    Lo de la muerte de los villanos da para una tesis doctoral. Si te fijas, si es una película en la que el malo es malo, pero re-malo, caben tres opciones: , la pena de muerte, y si no hay pena de muerte, será abatido por la policía o por el bueno de turno en defensa propia y si en ese estado no hay pena de muerte y el bueno no puede ensuciarse las manos y no hay policía cerca, entonces caerá por un acantilado, por un desfiladero o lo atropellará un camión. El caso es dejarle bien claro al espectador que ese tipo ha de morir. Viva Hollywood!! ¬¬

    ResponderEliminar